POR: PNUD REP. DOMINICANA
09 Mayo 2019
El Seibo tiene alrededor de 19,618.56 hectáreas dedicadas al cultivo de cacao

 

República Dominicana produce uno de los mejores cacaos del mundo. Somos el principal exportador de cacao orgánico certificado del mundo. El cacao es un generador importante de divisas para la economía nacional.” Plan Nacional de Desarrollo Sostenible del Cacao.

 

im 2

 

Para las mujeres del Seibo, una de las 32 provincias de la República Dominicana situada en el este del país, la semilla del cacao es una fuente de empleo e ingresos. Así lo confirma Antonia Pérez, presidenta de la Asociación de Mujeres Esperanzas Unidas, fundada en 1972.

“A través de los años mujeres entre jóvenes y adultas han pasado por este lugar para producir chocolates, bombones, mermeladas, cocoa, manteca y vino, buscando la forma de hacer algo más que atender la casa y el marido…”, dice Antonia.

 

 

im 4

 

El Seibo tiene alrededor de 19,618.56 hectáreas dedicadas al cultivo de cacao, con unos 6,200 pequeños, medianos y grandes productores y productoras, que cosechan más de 60,000 quintales al año (6 millones de kilogramos) y según el Ministerio de Agricultura se ha dispuesto de un fondo de 400 millones de pesos (más de 8 millones de USD) para elevar la productividad, mejorar los cultivos, fortalecer los sistemas sanitarios e impulsar la producción de esta semilla.

 

Aun así, datos de la Oficina Nacional de Estadística indican que el 70.2% de los hogares de esta provincia son pobres por la calidad de sus viviendas, el capital humano, la disponibilidad de servicios básicos y la capacidad de sustento familiar.

Esta condición de pobreza se ha acentuado aún más tras el paso del Huracán Irma en septiembre de 2017. “Nos vimos afectadas, porque hubo fincas de cacao que por las lluvias perdieron siembra y esto incrementó el costo de los 30 quintales que siempre necesitamos para poder sacar la línea de productos”, señala Antonia.

 

im 5

 

im 6

 

 

im 8

 

Ante los desastres no solo importa tener una estimación sobre los impactos y los daños, ni como se distribuye sectorialmente dicho impacto, también hay que hacer un trabajo más detallado de analizarlo sobre de los hogares que son afectados, en sus medios de vida, afirma Juan Carlos Orrego, especialista en recuperación post-desastre.

Sin embargo, nada detiene el trabajo de esta Asociación cuyos principales clientes son hoteles, supermercados y negocios locales.

 

im 9

 

“Trabajamos con cacao fermentado orgánico, que comercializamos con clientes de Bávaro, La Romana, Santo Domingo, y con visitantes que vienen, prueban el producto y luego nos llaman para que les preparemos los productos, porque trabajamos por pedidos”, señala Antonia

La cantidad de pedidos es determinante, porque de éstos depende el incentivo que se le paga a las 40 mujeres que tiene la Asociación. “Solo la que está en la planta de agua tiene su sueldo y las que atendemos en la bodega, pero igual es por producción. A veces a la del agua especialmente se le paga hasta 8 mil pesos, porque es una persona clave para el proceso…”, explica su presidenta

 

im 10

 

im 11

 

María Vilorio, secretaria de la Asociación, llamada cariñosamente “Ramonita”, considera que las cosas podrían ser mejores: “Me siento mal con la comunidad, porque no nos quieren apoyar. En vez de venir a comprar una cocoa que es orgánica y sin nada de químicos, van y compran cualquier chocolate en el colmado…”.

Ramonita considera que también es necesario terminar de pagar el financiamiento de 12 MM de pesos que recibieron en el 2013 y conseguir una oportunidad para la comercialización de los productos, ya que hasta el momento solo se ha invertido en infraestructura y compra de maquinaria. “El pago de la cuota se abona cuando vendemos producto y otra parte de las ganancias se destina al pago del cacao que compramos al suplidor. El gasto en cacao es de 200 mil pesos y todo esto sale de la venta del producto”.

 

im 12

 

Sin embargo, Ramonita se siente motivada: “Esto es algo para mi comunidad. Yo gano poco, pero esto me gusta bastante. Soy una mujer soltera y gracias a lo que hago acá, me ha ayudado a costear los estudios de mis dos hijas: una va a la escuela y la otra a la universidad”.

 

 

Footnotes: Escrito por: Carolina Acuña - PNUD R.D. / Fotos: Armando Larrauri para PNUD R.D.

 

Fuente: https://pnudrd.exposure.co/mujeres-que-generan-ingresos-con-sabor-a-cacao