EN BREVE:

En los últimos 15 años, la región ha dado importantes progresos democráticos respecto a la igualdad de género, que han permitido un aumento gradual del número de mujeres ocupando puestos de decisión en instituciones políticas y en el estado; sin embargo, aún están lejos de alcanzar una participación paritaria.

A pesar de que América Latina y el Caribe tienen cinco mujeres Jefas de Estado / Gobierno, los objetivos fijados por el Sistema de Naciones Unidas para alcanzar un 30% de participación de las mujeres (que eventualmente debe convertirse en 50%) solo se ha logrado en siete países. La Unión Interparlamentaria (2014) reporta que el porcentaje de mujeres en los parlamentos de la región se ha elevado a 28,1% y en el Caribe apenas alcanza el 14%. En el caso de puestos ministeriales el porcentaje es de 23% y en el Caribe de 15%. La participación de las mujeres en los gobiernos sub-nacionales es aún más baja. En 1998, en LAC hubo un promedio de 5% de mujeres liderando gobiernos ejecutivos sub-nacionales, y en el 2012 el mismo aumentó solamente a 11%.

Esta realidad es aún más compleja para las mujeres de poblaciones indígenas y afros, pero también para mujeres jóvenes y LGTBI, quienes sufren múltiple por ser mujeres pero también por su etnia/raza, edad u orientación sexual. Es importante destacar que la región ha demostrado que es posible acelerar el progreso con un menú de diferentes estrategias, pero donde las cuotas han jugado un papel clave. América Latina y el Caribe es la región que cuenta con más leyes de cuotas. A nivel regional, consensos inter-gubernamentales como los de Quito, Brasilia y Santo Domingo han establecido la Democracia Paritaria como el objetivo común. Algunos países ya están avanzando en la adopción de medidas paritarias, como Bolivia, Ecuador, Costa Rica, México y Nicaragua. Es por lo tanto un balance bastante positivo en términos numéricos pero también de transformación de un clima favorable a la paridad en la región.

 

PUBLICACIONES

ENLACES RELACIONADOS

-

En breve

En los últimos 15 años, la región ha dado importantes progresos democráticos respecto a la igualdad de género, que han permitido un aumento gradual del número de mujeres ocupando puestos de decisión en instituciones políticas y en el estado; sin embargo, aún están lejos de alcanzar una participación paritaria.

A pesar de que América Latina y el Caribe tienen cinco mujeres Jefas de Estado / Gobierno, los objetivos fijados por el Sistema de Naciones Unidas para alcanzar un 30% de participación de las mujeres (que eventualmente debe convertirse en 50%) solo se ha logrado en siete países. La Unión Interparlamentaria (2014) reporta que el porcentaje de mujeres en los parlamentos de la región se ha elevado a 28,1% y en el Caribe apenas alcanza el 14%. En el caso de puestos ministeriales el porcentaje es de 23% y en el Caribe de 15%. La participación de las mujeres en los gobiernos sub-nacionales es aún más baja. En 1998, en LAC hubo un promedio de 5% de mujeres liderando gobiernos ejecutivos sub-nacionales, y en el 2012 el mismo aumentó solamente a 11%.

Esta realidad es aún más compleja para las mujeres de poblaciones indígenas y afros, pero también para mujeres jóvenes y LGTBI, quienes sufren múltiple por ser mujeres pero también por su etnia/raza, edad u orientación sexual.

Es importante destacar que la región ha demostrado que es posible acelerar el progreso con un menú de diferentes estrategias, pero donde las cuotas han jugado un papel clave. América Latina y el Caribe es la región que cuenta con más leyes de cuotas. A nivel regional, consensos inter-gubernamentales como los de Quito, Brasilia y Santo Domingo han establecido la Democracia Paritaria como el objetivo común. Algunos países ya están avanzando en la adopción de medidas paritarias, como Bolivia, Ecuador, Costa Rica, México y Nicaragua.

Es por lo tanto un balance bastante positivo en términos numéricos pero también de transformación de un clima favorable a la paridad en la región.

 

Conoce aquí como el PNUD está trabajando para promover la paridad política en la región.

 



Actividades

Advancing Women’s Political Participation - Americas Consultation on Gender Equality & Political Empowerment

Even though gender equality and women’s empowerment are currently at the heart of the global agenda, the road ahead is still long and challenging. While international human rights mechanisms provide a valid framework to advance the protection of women and to reduce the gaps for inequality, more efforts are needed. The realm of politics has been considered as one of the most challenging spheres of the public life for women to enter and their participation in parliament is crucial for fair representation of women in society. 

Leer más

Mayor participación política de las mujeres en América Latina y el Caribe: una prioridad para el PNUD

El PNUD trabaja al menos en 12 países de la región para acelerar los progresos en cuanto a la presencia de mujeres en los puestos de toma de decisión con el convencimiento de que es un paso fundamental para fortalecer las democracias de nuestra región. Además desde el ámbito regional, se desarrollan productos de conocimiento, metodologías, asistencia técnica e incluso proyectos regionales que permiten apoyar esos procesos nacionales.

Leer más

Where are the women? A study of women, politics, parliaments and equality in the CARICOM countries

The importance of equal participation of women in politics, and especially in decision-making positions, is not simply ensured with an equal number of women and men; it's about cultivating an environment that values women's perspectives, recognizes women as change-makers and leverages differences to improve democratic governance.

Although many advances in women's representation have been made in Latin America in the last decade, progress in the Caribbean Community (CARICOM) has moved at a slower pace. This disparity prompted the questions: what happened in the Caribbean countries? Where are the women?

Leer más

¿Qué tanto han cambiado los parlamentos de América Latina y el Caribe con la entrada de más mujeres?

Los estudios sobre la representación de las mujeres en los Parlamentos de América Latina y el Caribe muestran cambios en términos de representación sustantiva, más allá de los números, tal y cómo indica el título de la publicación regional y de las 9 publicaciones de país (Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, El Salvador, Costa Rica, México, República Dominicana, Uruguay):  Más allá de los números: las mujeres transforman el poder legislativo en América Latina y el Caribe

Leer más

Candidatas en campaña. Claves para marcar presencia, hacer política y ganar liderazgo

La calidad institucional y democrática de Uruguay es ejemplar en la región, no obstante, los patrones masculinos en áreas de mayor influencia dificultan el acceso y presencia de mujeres en los cargos políticos y de representación popular, fomentado, en gran medida, por argumentos basados en mitos de la dirigencia política masculina: "Las mujeres no están dispuestas ni preparadas, no les interesa la política". Esta situación crea un estatus de inseguridad e inferioridad en las mujeres que se refleja en el bajo número de candidatas. Ante esta situación el PNUD ha impulsado el proyecto de formación "De Militantes a Candidatas" para reducir las brechas de desigualdad.

 

Leer más

 

Recursos

 

Más Mujeres, Más Democracia: Desafíos para la Igualdad de Género en la Política

La Junta Central Electoral (JCE), el Tribunal Superior Electoral (TSE) y el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), presentan el estudio: Más Mujeres, Más Democracia: Desafíos para la Igualdad de Género en la Política, realizado por Rosario Espinal y Sergia Galván, basado en la participación política y el acceso a la justicia contenciosa electoral de las mujeres en las elecciones generales de República Dominicana del 2016.

Leer más

Procesos Electorales Incluyentes: Guía para los Órganos de Gestión Electoral sobre la promoción de la igualdad de género y la participación de las mujeres

Esta guía presenta intervenciones programáticas innovadoras y efectivas a través de las cuales nuestras organizaciones continuarán apoyando al empoderamiento político de las mujeres. Refleja la relación de gran colaboración entre el PNUD y ONU Mujeres en participación política y electoral y brinda ejemplos de buenas prácticas en donde nuestra relación con los Órganos de Gestión Electoral (OGE) puede fortalecerse. Establecer estas colaboraciones estratégicas es esencial para lograr resultados de calidad para las mujeres.[Español] [Ingles]

ESPECIAL PNUD: PARTICIPACIÓN POLÍTICA DE LAS MUJERES Seguir

Para leer este especial haz clic aqui.

Igualdad de Género en la Administración Pública- GEPA, Fase 1

El Informe del PNUD Mundial sobre Igualdad de Género en la Administración Pública (GEPA), fue producido durante la Fase I del proyecto. El Informe refleja los hallazgos de una amplia investigación basada en datos nacionales disponibles, y proporciona un análisis de los obstáculos en el camino de la igualdad de participación de las mujeres y la toma de decisiones en la administración pública. Más información

 

 

La participación política de las mujeres en América Latina y el Caribe

Esta nota está basada en el informe "¿Cuánto hemos avanzado? Un análisis de la participación política de las mujeres en los gobiernos subnacionales en América Latina y el Caribe". Más información

 


 

 

 

Experiencias

Género y juventud, ventanas hacia la nueva democracia

 En América Latina y El Caribe existe una evidente relación desigual entre la representación política a nivel nacional y la composición etaria de la sociedad. Este fenómeno, aunque no es exclusivo de la región, sí se manifiesta de manera más sensible en esta parte del mundo; mientras el 26% de la población en América Latina y el Caribe tiene entre 15 y 29 años (con tendencias a crecer más o menos aceleradamente en los próximos años, según el informe del UNFPA "El estado de la población 2014") la representación de las juventudes es marginal al igual que la de las mujeres.

 

 Por Pablo Gago y Aleida Patarroyo

 

Foto: Juventud con Voz.

 

En América Latina y El Caribe existe una evidente relación desigual entre la representación política a nivel nacional y la composición etaria de la sociedad. Este fenómeno, aunque no es exclusivo de la región, sí se manifiesta de manera más sensible en esta parte del mundo; mientras el 26% de la población en América Latina y el Caribe tiene entre 15 y 29 años (con tendencias a crecer más o menos aceleradamente en los próximos años, según el informe del UNFPA "El estado de la población 2014") la representación de las juventudes es marginal al igual que la de las mujeres.


En el contexto mundial, el 90% de los parlamentarios son mayores de 40 años, y sólo el 1,65% tienen entre 20 y 29 años, pero con una composición poblacional distinta en la que, como en el caso de Europa, la población joven no supera el 18%. La asimetría se pone en evidencia al considerarse que el comportamiento es similar en América Latina y El Caribe, donde los representantes parlamentarios menores de 30 años son incluso ligeramente menos, con tan sólo una representación del 1,63% (hombres y mujeres).

 

Juventud con Voz

 

En este contexto, el PNUD viene apoyando iniciativas orientadas a visibilizar y posicionar la diversidad de los grupos y redes juveniles, y a resaltar la diversidad de realidades que enfrentan en el día a día jóvenes de la región, con el fin último de facilitar una mayor conciencia en torno a la desigualdad persistente y a la necesidad de adoptar leyes y políticas públicas con un enfoque de ciclo de vida y de equidad intergeneracional y de género que atiendan las distintas especificidades y necesidades que demandan las y los jóvenes de la región.

 

En los Encuentros Regionales de Jóvenes Parlamentarios, promovidos por el PNUD y Juventudconvoz , realizados en Brasil y Colombia durante los dos años anteriores, los jóvenes han manifestado propuestas como: Implementar reformas legales que impliquen acciones afirmativas en los parlamentos y en las organizaciones políticas, que guarden el principio de la paridad de género, así como la consolidación de Comisiones de Juventud en los Parlamentos y /o grupos parlamentarios que impulsen la elaboración, debate y sanción de leyes transversales y generacionales desde una perspectiva juvenil, atendiendo a la lógica legislativa, e incentivar medidas afirmativas a favor de la participación política de las mujeres, jóvenes y también de las minorías étnicas.

 

En la Declaración de Brasilia los jóvenes lideres, políticos y parlamentarios, incluyeron la promoción de la participación de los jóvenes para la conformación de listas electorales, tomando en cuenta características tales como: identidad de género, poblaciones indígenas y afrodescendientes. Se consideraron incluso incentivos adicionales a los partidos políticos que decidan incorporar jóvenes en lugares destacados en sus listas; económicos, de comunicación, difusión u otros.

 

En el mismo sentido, plantearon la promoción en el reglamento electoral de los países, de la incorporación de jóvenes a través de cuotas así como respetar y hacer cumplir la participación de las mujeres... "a través de cuotas y democracia paritaria. A su vez, establecer evaluaciones de la aplicación de estas políticas afirmativas y establecer sanciones para quienes no las cumplan", dice expresamente la declaración.

 

Ser joven y ser mujer

 

En 2013, el PNUD realizó un relevamiento de información sobre la representación juvenil en los parlamentos de la región. Al considerar los representantes menores de 30 años, se verifica un total de 68 representantes hombres (2,7% del total) y 32 representantes mujeres (1,30%) menores de 30 años en los 25 parlamentos estudiados de América Latina y el Caribe. Entre ellos se destacan Ecuador, Chile y Honduras con porcentajes superiores al 5%. Al considerar los parlamentarios menores de 40 años, hay un total de 397 representantes hombres (15,28% del total) y 162 representantes mujeres (6,48%) en los parlamentos relevados.

 

Pero más allá de los números, las jóvenes enfrentan más dificultades para participar por su condición de mujeres y de jóvenes.

 

Raquel Lyra, diputada de Pernambuco en Brasil, nos compartió que "cuando yo hice la primera campaña, la hice con mi hijo de dos meses y a los hombres les parecía absurdo que yo hiciera campaña teniendo un niño pequeño, y esto fue un escándalo y una forma de romper paradigmas porque en el parlamento de Brasil, las mujeres que entran a la política lo hacen ya con hijos grandes y con edades entre los 50 y 60 años y después de mucho esfuerzo para poder llegar allí..."

 

En Pernambuco hay actualmente 5 mujeres parlamentarias de 49 diputados en Brasil. "Los hombres en mi país ven en la participación de las mujeres jóvenes un obstáculo político, porque dicen que estamos en la edad fértil ... en la política el machismo es muy fuerte, las jóvenes tienen un doble reto: mostrar que tienen capacidad siendo jóvenes, y otro más, por ser mujeres".

 

Por su parte, Verónica Maccio del Partido Nacional de Uruguay (quien hace parte de sus órganos de dirección), y participó del hangout sobre jóvenes y participación electoral, comentó cómo al interior de los partidos políticos sigue siendo una labor titánica abrirse espacio en la política, y cuando se es mujer y joven, la tarea es bastante dura. "En la política como en todo hay obstáculos, pero es muy importante motivar cada vez más a los jóvenes hombres y mujeres a participar y a involucrarse y hacerles entender a los demás que la política los afecta en su vida cotidiana y que ellos pueden hacer parte del cambio para sus países".


Si bien los porcentajes relativos crecen significativamente, se mantiene una asimetría en la presencia de jóvenes legisladores mujeres y hombres. Si esta tendencia logrará cambiarse logrando una mayor participación y representación de las juventudes y sus diversidades, seguramente estaríamos dando un paso muy significativo en la construcción de una renovada democracia, más incluyente y más participativa.

 

 

En 2016: más mujeres dominicanas en puestos de decisión

El Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) sostiene que la representación proporcional y con calidad de las mujeres, la mitad de la población, en los puestos electivos es fundamental para que los partidos, el Gobierno y la democracia se fortalezcan. La presencia de mujeres de diferentes zonas, ideologías políticas y grupos sociales en los espacios de poder es fundamental para que las diferentes agendas femeninas sean discutidas y tomadas en cuenta tanto en las leyes como en las políticas públicas a nivel de gobiernos locales y central. Sin embargo las mujeres dominicanas se encuentran sub representadas en los espacios de poder

Leer más

Derribando el mito de que las mujeres en Chile no están porque no quieren

En diversas entrevistas realizadas a dirigentes de partidos del amplio espectro político del país, estos han señalado que no hay más mujeres electas porque ellas no quieren estar en política, porque ellas prefieren dedicarse a la familia o porque ellas consideran que este es un ámbito que no les es atractivo. De esta forma, se asume que el problema estaría en las mujeres y su falta de vocación política.
Sin embargo, los estudios y el trabajo con distintos actores políticos realizados por PNUD Chile, muestran de manera contundente que eso no es así.

Leer más

Young Women Leaders project in Brazil

One of the main challenges to increase women political participation is the insertion of young women in the political arena. In order to address this challenge, UNDP and UN Women Brazil partnered in 2014 to create the "Young Women Leaders" (YWL) project. The main goal was the direct empowerment of 15 young women, by setting up a mentoring programme between them and established women leaders in the executive, legislative and social movements.

Leer más

El ejercicio de la justicia a través de los ojos de Bibiana

Bibiana Ramírez pertenece a una familia que rompe con los clichés sobre el área rural. Tiene siete hermanos y, a pesar de ser una familia de bajos recursos, todos han estudiado gracias al esfuerzo de sus padres. Su familia ha acompañado las decisiones de su vida: graduarse de maestra en educación Bilingüe Intercultural, estudiar Derecho e involucrarse en la vida política.

 

Leer más

ATENEA

 

Foto FolletoEl Proyecto Atenea es un mecanismo que busca incrementar la participación política de las mujeres en América Latina a través de reformas legislativas que les permitan ocupar cargos de liderazgo político para representar e influir en el desarrollo de sus sociedades.
Esta iniciativa , impulsada por el PNUD, ONU MUJERES e IDEA Internacional ha logrado hasta el momento dos importantes resultados: la creación de un mecanismo de aceleración de la Participación Política de las Mujeres y un conocimiento regional que genera alianzas estratégicas para acelerar los progresos hacia la paridad política en América Latina y el Caribe.
Actualmente existen visiones fragmentadas acerca de la presencia de mujeres en puestos de poder en América Latina. Por ello, mediante Atenea se busca articular estas visiones para lograr una sola, más integrada y completa, sobre la participación política de las mujeres.
A través de esta iniciativa, el PNUD, ONU Mujeres e IDEA Internacional buscan:
  • Posicionar en la agenda política de la región la paridad como objetivo a alcanzar;
  • Asegurar el incremento sostenido de mujeres en los puestos de decisión política;
  • Articular los esfuerzos de las tres organizaciones para desarrollar estrategias de intervención integrales;
  • Desarrollar capacidades de los actores nacionales para la generación de información periódica, el diálogo e incidencia.