18 Mayo 2017

Este evento fue organizado por ONU Mujeres y OPS en la Ciudad de Panamá, cuyos objetivos fueron: 1) Difundir el Marco de Prevención de las Naciones Unidas, el Plan de Acción Mundial y la Estrategia y Plan de Acción de la OPS. 2) Proporcionar una plataforma para una consulta regional entre los líderes latinoamericanos y las principales partes interesadas para explorar formas de implementar intervenciones efectivas y prometedoras para prevenir y responder a la violencia contra la mujer en la región. 3) Promover el intercambio de lecciones aprendidas sobre la prevención y respuesta a la violencia contra las mujeres y las niñas en todo el mundo en un esfuerzo por promover un enfoque basado en la evidencia para abordar la violencia contra las mujeres.


Reunió a más de 100 personas de diversas agencias de la ONU, funcionarios gubernamentales, organizaciones de la sociedad civil, investigadores mundiales y otros expertos en el campo de la prevención y respuesta a la violencia contra las mujeres y las niñas para intercambiar experiencias y explorar maneras de implementar políticas efectivas y prácticas prometedoras para abordar la violencia contra las mujeres en América Latina y El Caribe. En asociación con la OPS y la Iniciativa de Investigación sobre la Violencia Sexual, esta reunión también brindó la oportunidad de discutir formas de mejorar los mecanismos de intercambio de evidencia generada fuera de la región de América Latina y El Caribe, Incluyendo a través de mecanismos como el Foro 2017 de SVRI, que tendrá lugar del 18 al 21 de septiembre en Río de Janeiro.

Dentro de las evidencias presentadas, el PNUD compartió los hallazgos y recomendaciones del Reporte Del Compromiso a la Acción: Políticas para Erradicar la Violencia contra las Mujeres, como un esfuerzo conjunto de PNUD y ONU Mujeres, que provee un análisis comparativo de los avances, los aprendizajes y vacíos en la implementación de marco legislativo y planes nacionales dirigidos a erradicar la violencia contra las mujeres en la región. El reporte constituye una herramienta de trabajo que visibiliza los desafíos en la región y buenas prácticas en la prevención, atención, sanción y reparación de las víctimas de violencia contra las mujeres.